Artículos para continuar reflexionando.

Llegando al final de la asignatura, me gustaría dejar aquí un par de artículos a modo de reflexión.

Por un lado, el primer artículo, de Carmen Marta-Lazo que, a mi modo de ver, comenta y relaciona varios temas que hemos trabajado a lo largo del Máster, como la figura del EMIREC, el prosumer, el alfabetismo digital, el Factor Relacional de las TRIC, “el proceso”, la relación educación-comunicación, entre otros. Artículo muy interesante del que me gustaría destacar varias citas, aunque el texto completo no tiene desperdicio.

«El acercamiento de los dos campos (educación y comunicación) se ve estimulado porque ambos convergen en la sustitución del paradigma de la «transmisión» por el de la «mediación»«

«La educomunicación ha permitido crear puentes para aprovechar el potencial del Factor Relacional de la comunicación en la educación y las posibilidades y recursos educativos en el ámbito de la comunicación.»

«La educomunicación cuestiona y revisa muchos modelos pedagógicos y comunicativos, en pro de la participación ciudadana, del EMIREC, en la sociedad digital, para que los ciudadanos sean críticos y sepan hacer un buen uso de la información en un ecosistema mediático protagonizado cada vez más por la infopolución y las fake news, donde -como ha quedado demostrado en algunas investigaciones (Vosoughi, Roy, & Aral,, 2018)- los navegantes dan por válidas noticias falsas, manipuladas o inciertas.«

Por otro lado, para la asignatura de “Medialab” realizamos este trabajo en grupo (https://www.artnet-privacidad.net/). Es una obra Net Art a la que además nuestro grupo incorporó la creación de una obra Post-Internet (J.M.Prada), ya que utilizamos la Red para realizar una obra que además trata el tema de la propia Red. Esta obra es una crítica a la falta de privacidad en Internet y los problemas de la conectividad constante de muchos usuarios. Mi parte del trabajo se centró en una reflexión sobre el estilo de vida de las personas que exponen su privacidad en Internet, como los Influencers e Instagramers. (https://marialopezfranco.wixsite.com/net-art-medialabuned).

En relación con la idea expuesta en la obra, esta semana me ha llegado este artículo , el cual me ha hecho continuar reflexionando sobre las grandes fake news que encontramos en el espacio digital.

Espero que los dos artículos os gusten y puedan ser también un punto de reflexión en la asignatura.

Un saludo,

María

Storytelling. Factores a tener en cuenta.

Comparto con vosotros este interesante documento para realizar de manera más original nuestros relatos digitales.

Captura de pantalla 2019-05-29 a la(s) 11.29.26.pngCaptura de pantalla 2019-05-29 a la(s) 11.29.41.png

Los cuatro aspectos descritos en el documento que integran el storytelling me parecen fundamentales para que la narrativa pueda realmente ser una narrativa transmedia y que esta pueda tener éxito, entendido este como el interés elevado de los usuarios de la narrativa por participar en la misma.

Es cierto que, si bien la inmersión, la interactividad y la integración son imprescindibles para posibilitar la experiencia del storytelling y, considerando que estos aspectos ya estaban presentes en los libros interactivos, quizá el impacto es el aspecto más novedoso y tenido en cuenta actualmente en las narrativas transmedia. Considero este un elemento fundamental ya que, si la historia o motivo de la narrativa no tiene una repercusión lo suficientemente relevante en el usuario como para que este reaccione y participe, la narrativa no se adapta al usuario y, por tanto, este no llegará tampoco a completar la experiencia transmedia.

Media Ecology…¿la tecnología se humaniza y el ser humano se digitaliza? Una conexión invisible con la posverdad.

¿Existe algo más que la capacidad de comunicación para definir un ser como «humano«?

La desconexión de dos robots con idioma propio

Las empresas utilizan algoritmos discriminatorios a diario y realmente no se está haciendo nada para moderar este uso de los datos de los usuarios en la Red. En este sentido, nuestros datos personales son una codificación en la Red que podría permitir clasificarnos como «seres digitales» en detrimento de seres con presencia en el mundo físico.

Además, estamos sometidos ya al control social y vigilancia de los algoritmos, precisamente debido a las características que podríamos decir los definen: su imposibilidad de neutralidad, su falta de transparencia, su “filtro burbuja” para personalizar contenidos, su efecto de “cámara de eco” para reforzar las creencias del usuario que participa y su apariencia de neutralidad, a pesar de la importante influencia que ejercen con respecto a la polarización de la opinión.

“Que la gente sea más consciente hace que podamos esperar que haya una demanda para que los algoritmos rindan cuentas” (Entrevista a Cathy O’Neal).

En este artículo: Internet se rebela contra la dictadura de los algoritmos, compañías como Facebook y Google intentan realizar algunos cambios que, en cualquier caso, dependen de la participación de los usuarios y, si tenemos en cuenta que ahora «el usuario no encuentra la información, es la información la que encuentra al usuario»(p. 35 – La posverdad), este tipo de medidas no parecen realizar cambios sustanciales en la base de los algoritmos programados. En apoyo a esta idea, se podría añadir que «Los algoritmos que operan en la Red están diseñados para darnos lo que ellos [piensan] que queremos, lo que significa que la versión del mundo que encontramos cada día es invisiblemente diseñada para reforzar nuestras creencias (Aparici y García Marín, 2017:186).» «La Web es el impulsor definitivo de la posverdad porque [es indiferente a la falsedad, la honestidad y la diferencia entre ambas]» (D’Ancona, 2017:53)». (p. 35 del libro La Posverdad).

Otro ejemplo de como los algoritmos en ocasiones suponen una barrera a la comunicación, puede ser el caso de determinadas compañías que optan por abandonar las RRSS cansadas del esfuerzo que exige actualizar contenidos para permanecer bien posicionadas en la Red. Este es el caso de una conocida marca de cosméticos que anunciaba en abril de este año el cierre de sus perfiles en Internet.

giphy.gif

«Nos mostramos seducidos por una falsa promesa de empoderamiento en las redes cuando prácticamente lo único que encontramos es [diversión hasta morir] (Postman, 1985)» (p. 10 – La posverdad).

De las TIC a las TRIC. Sus efectos en el campo educativo.

Las TRIC, a diferencia de las TIC, tienen en cuenta al usuario. Considero este un aspecto clave para la aproximación al concepto de TRIC, ya que a partir de que el sujeto es receptor pero también emisor de mensajes en la Red, puede establecer “relaciones digitales”. Así pues, las TRIC se podrían diferenciar, en mi opinión, de las TIC, en el matiz relacional de las mismas. De esta forma, las relaciones establecidas de persona a persona se ven mediadas por la tecnología y esta, a su vez, conforma nuevas posibilidades de comunicación entre individuos, traspasando, por ejemplo, barreras espacio temporales. Así pues, “Las relaciones entre los seres humanos tienen ahora un componente tecnológico muy elevado».

El Factor R-elacional en el campo educativo, si bien es cierto que está siendo quizá un proceso más lento en la relación profesor-alumno, las relaciones entre alumnos se han visto también transformadas por la mediación tecnológica (considerando, por ejemplo, un aula escolar).

Por otro lado, también el campo educativo se ha visto transformado en la relación profesor-alumno puesto que la tecnología posibilita un mayor acceso a la información por parte del alumnado, además de su relación en Red formando comunidades de aprendizaje, y con ello, el discurso único por parte del profesor, tan presente en sociedades pasadas, se ha ido configurando como un discurso más entre tantos existentes en la Red y no como único conocimiento válido.

Una de las esferas de la vida social donde este fenómeno tiene mayor impacto es en la educación, a partir de la “modificación (o inversión) del proceso educativo” (Garrido-Lora, Busquet Duran y Munté-Ramos, 2016: 48).

Así pues, la comunicación que se genera en las comunidades en la Red, por su característica horizontal, genera un aprendizaje por interacción de sus miembros, haciendo, como diría Etienne Wenger, que el cuerpo de conocimiento sea la misma práctica, impulsando el sector de conocimiento que el grupo ha decidido priorizar y forjando la inteligencia colectiva, concepto que considero comienza a tener cada vez mayor visibilidad en el campo educativo.

Ecología de los medios o Media Ecology. Aproximación al concepto.

Personalmente, el análisis del concepto me ha llevado a la conclusión de que La Ecología de los Medios o Media Ecology se refiere a ese medio digital con inferencias del ecosistema natural en el que nos encontramos. Podría ser el espacio creado “a medio camino” entre uno – el hábitat mediático, artificial- y el otro – el medio natural- y las relaciones que se establecen entre ellos.

La ecología, en este caso, aparece en forma de metáfora. Así, en la metáfora ecológica, los medios son el entorno en el que nos encontramos. Este entorno nos influye ya que vivimos en él y formamos parte de él. Además, los medios se relacionan con nosotros y entre ellos, evolucionan, se extinguen o incluso aparecen nuevos (como lo harían las especies).

Según Carlos Scolari, en la metáfora ecológica se han planteado las cuestiones de dicha metáfora (¿Cómo “evolucionan” los medios? ¿Qué pasa cuando un nuevo medio/especie entra en el ecosistema? ¿Cómo se adaptan los viejos medios/especies a las nuevas reglas del juego? ¿Qué pasa con la “extinción de los medios”?) pero no se han explorado las respuestas. No se ha desarrollado una estructura organizada o un orden y, por ello, esta metáfora dispone de flexibilidad pero también de falta de organización y de respuestas válidas.

Os invito a ojear este post si estáis interesados en profundizar sobre este tema.

Jóvenes, su relación con la política e Internet.

Este texto Jóvenes, Internet y Política. El cambio de paradigma tecnopolítico, el cual me ha resultado interesante para Activismo Comunicacional y comparto aquí con vosotros, expone como la estructura, la organización y la práctica política se han visto afectadas por el uso de Internet, en general, y por la comunicación participativa en particular, exponiendo también la relación que se está estableciendo entre estas “nuevas prácticas” de comunicación y la juventud, percibiendo con todo ello un incipiente cambio en las formas y modos de entender y hacer política en nuestra sociedad.

Simultáneamente, resulta interesante la reflexión planteada en el texto sobre la visión de los jóvenes en la sociedad: “los jóvenes han pasado de ser un objeto pasivo de socialización a adoptar una posición de sujeto activo dentro del cambio de paradigma político.”

Asimismo, a pesar de que se plantea que la juventud es un periodo en el cual el sujeto puede presentar cierta indefinición en muchos aspectos, también queda en evidencia que, en lo referente a la política y la participación, los jóvenes tienden a aumentar su interés en las nuevas prácticas para la participación ciudadana y que, además, son ellos los principales impulsores de métodos novedosos que se desligan de las prácticas institucionales y más tradicionales.

En este sentido, resulta conveniente acotar el término Tecnopolítica que se muestra en el texto de la siguiente manera:

(…) llamamos Tecnopolítica al “uso táctico y estratégico de las herramientas digitales para la organización, comunicación y acción colectiva. La capacidad de la multitudes conectadas, de los cerebros y cuerpos en red para crear y automodular la acción colectiva” (Toret et al., 2013).

De esta forma, el uso de la Red para nuevos métodos y prácticas en relación con la política, presenta ciertas características hasta el momento no practicadas en el terreno de los métodos políticos tradicionales, como son la simultaneidad, la inmediatez, la permanencia en el tiempo, la actualización y la reformulación de contenidos.

(…) existen estudios que avanzan que los usuarios habituales de Internet se involucran más en política, incluso si no les interesa, tan sólo por el número de horas que permanecen conectados, que aumenta la probabilidad de que se vean afectados por los estímulos políticos que se dan en la red (Borge et al., 2012).

Así pues, teniendo presentes las posibilidades que ofrece Internet para las organizaciones tecnopolíticas, estas presentan una serie de factores diferenciales, tales como: netocracia, desrepresentación, multimilitancia, identidades colectivas, minimalismo organizacional y material, tecnologización de procesos y métodos y lógicas colaborativas, los cuales se explican de manera clara en el texto propuesto.

Igualmente, se expone el marco jurídico de la participación política, el cual incluye ejemplos concretos para su mayor entendimiento y comprensión, concluyendo que, con el fin de crear un sistema democrático avanzado, resulta necesaria la modificación y adaptación de este marco a las nuevas prácticas de comunicación participativa, ampliando de esta forma las posibilidades de participación ciudadana.

Desde mi punto de vista, el texto Jóvenes, Internet y Política. El cambio de paradigma tecnopolítico, es interesante en cuanto a las relaciones que se establecen precisamente entre estos tres factores: jóvenes, Internet y política y, además, resulta una lectura amena y curiosa, en cuanto a los ejemplos concretos expuestos.

Relación entre comunicación, cambio social y medios.

Propongo este texto que aborda la relación entre la comunicación, el cambio social y los medios desde una perspectiva global y un enfoque reflexivo.

El aumento de participación de los sujetos en las nuevas vías de comunicación ha obligado a los medios tradicionales a incorporar problemáticas expuestas por sujetos anónimos en los nuevos medios. Si bien, anteriormente, estas voces no tenían cabida en los medios tradicionales, actualmente, diferentes prácticas en la Red pueden llegar a obtener la atención necesaria como para traspasar el medio digital en el cual fueron creadas y proyectarse también en los medios tradicionales.

«(…) a través de este sistema multipolar, obligan a los medios convencionales a incorporar temas, asuntos, informaciones que transitan de la red a la calle y viceversa, un logro no menor” (Reguillo, 2017:: 123).

Desde mi punto de vista, el texto propone la reflexión sobre las prácticas ciberactivistas, replanteándonos qué tipo de espacio se está utilizando, qué formas de interacción e intercambio tienen lugar en el dominio público y qué función mediadora tienen tanto los medios convencionales de información como hoy las redes sociales.

Desde este enfoque, se destacan cuatro particularidades entorno a la comunicación participativa:

  1. Apropiación tecnológica y organización social.

Los miembros de la sociedad que son ahora usuarios de la Red, terminan reproduciendo las características de la misma sociedad de la que forman parte, existiendo, de esta forma, desigualdades y ejercicios de poder también en las comunidades que los usuarios forman en Internet, siendo, por otra parte, reflejo de la misma sociedad de origen.

  1. Interactividad y nuevos modelos de mediación social.

La interpenetración entre la realidad física y virtual, así como entre lo privado y lo público, nos lleva a la necesidad de establecer nuevos modelos de mediación social.

  1. Memoria y gestión local del conocimiento.

Las posibilidades de agrupación, participación y comunicación que ofrece la Red han aumentado la capacidad de autodeterminación y autonomía de las culturas populares. Sin embargo, el auge de la economía de la atención pone de manifiesto que, contrariamente, la vida privada y la particularidad de cada sujeto podría estar en detrimento.

  1. Economía Política del Cambio Tecnológico y la Innovación Social.

Para concluir, se expone en este punto la cuestión de si estos nuevos espacios de participación creados en la Red son realmente espacios abiertos a la participación, a la renovación, y son autónomos en cuanto a su gestión, organización y participación, posibilitando, así pues, el empoderamiento ciudadano o, como reflejo de esa sociedad de la que los usuarios forman parte y como consecuencia del legado histórico al que se hace referencia, son simplemente una replica.

Personalmente, la reflexión que se infiere de los diferentes apartados que conforman el contenido del escrito me ha resultado muy atrayente y enriquecedora.

Conceptos para seguir aprendiendo.

Transmedia o la narrativa transmedia: este tipo de narrativa se basa en la expansión de un universo narrativo a través de diferentes plataformas sin repetir contenido y contando con la participación de los usuarios. Para la construcción de la narrativa transmedia, entonces, se incluye la industria de los medios junto con la participación de los usuarios, las estrategias de la industria y las tácticas de los usuarios, las producciones oficiales (canon) y las no oficiales (fandom).

“Si en la vieja ecología de los medios las audiencias eran media-centred, en la nueva ecología son narrative-centred” (p. 169 del libro ¡Sonríe, te están puntuando!).

Nuevos medios: 

  • Son programables y/o editables.
  • Son computables a través de módulos (partes más pequeñas con la misma estructura).
  • Facilitan la automatización.
  • Son fácilmente modificables.
  • Son interactivos.
  • Son inmediatos.
  • Son virtuales.
  • Posibilitan la hibridación mediática.
  • Posibilitan la autocomunicación de masas.
  • Posibilitan la realización de tareas de manera más rápida.
  • Transforman el proceso de comunicación.
  • Posibilitan la distribución viral de los contenidos.

Según, Wikipedia, en 2001, el teórico ruso radicado en EUA Lev Manovich elaboró 5 principios de los nuevos medios:

  1. Representación digital: Significa que la información (palabras, imágenes, sonido, etc.) puede ser traducida a un código numérico; por lo que, puede ser manipulada y programada.
  2. Modularidad: Cuando la operación de los medios se vuelve computable a través de partes más pequeñas conocidas como módulos (componentes que comparten la estructura, a diferente escala.) A pesar de que cada uno de ellos es independiente, el mensaje sigue teniendo sentido.
  3. Automatización: Mecanismos o funciones predeterminadas que permiten hacer el acceso, más amigable y veloz. Por ejemplo, cookies que ayudan a cargar páginas con rapidez, plantillas en blogs preestablecidas, la adaptación de la resolución al tamaño de pantalla.
  4. Variabilidad: Cualquier objeto que entre a la computadora puede ser modificable. Gracias a la automatización, es más sencillo llevar a cabo la modificación de los elementos; los cuales, ahora son dinámicos, efímeros e inestables.
  5. Transcodificación: Interacción de los usurarios a través de una interfaz familiar a su cultura.

Convergencia mediática: En relación con la obra de Jenkins, comparto este artículo breve pero conciso y muy claro. Destacaría las siguientes afirmaciones del texto que propongo:

“La convergencia, pues, anuncia la coexistencia de los nuevos medios digitales con el auge de una cultura participativa, protagonizada por comunidades de usuarios de una actividad casi frenética.”

La convergencia representa un cambio cultural, ya que anima a los consumidores a buscar nueva información y a establecer conexiones entre contenidos mediáticos dispersos”. (p.15).

“la alfabetización mediática, es decir, la capacitación crítica de los ciudadanos es la clave de la calidad de la nueva cultura participativa.”